Skip to content

DE ATEOS Y DEL DOLOR

1 julio 2015

Miguel

Hace tiempo encontré en una página de ateos lo que no puedo enseñaros por dificultades técnicas: una serie de fotos de dolor, de crueldad, de injusticia, con ocasión de las cuales se preguntaba por Dios.

He tratado de hacer un tratamiento extremadamente respetuoso de esto -todo lo contrario de lo que hacen ellos-. Pero también estoy más que seguro de que ninguno de estos ateos, y muy pocos ateos que no pertenezcan a ese conventículo, merodeará por este artículo: por eso algunas ironías que no pueden hacer daño a nadie. Y os he partido el artículo -como un chorizo- en cuatro partes, que, Dios mediante y los electrones coadyuvantes, saldrán uno por día, empezando ahora y terminando el sábado. 


– I –

LAS PREGUNTAS DE ELLOS Y DE NOSOTROS

Estas son las fotos de que se trata:

– Sobre un niño hambriento, la pregunta: “¿Dónde está el dios que multiplica los panes y los peces?” Debajo: “¿Quieren saber dónde está Dios realmente? Haciendo que gente como esta se haga rica vendiendo ‘la mentira…’” Y “la gente” son el Papa Benedicto y un jerarca ortodoxo.

– No faltaba la célebre foto del niño que agoniza de hambre mientras, paciente, un buitre aguarda  unos metros a que le llegue el turno. Se comenta: “Dios nos ama a todos por igual… Excepto si no crees en Él, entonces morirás de hambre y vivirás en las peores condiciones”.

– Por último, una terrible foto de un amasijo de cadáveres, y la pregunta, en inglés: “DIOS. No puedo verlo. Quizá esté debajo de los cadáveres.”

– Y hay una página de cómic a propósito de la Semana Santa sobre la que destaca Jesús en la Cruz, gritando: “Es Semana Santa… ¿Dónde está Dios?”

No digamos que no: todos nosotros nos hacemos también preguntas por ese estilo, aunque con la seguridad de que, precisamente, Dios ya se las tiene respondidas. “La fe es prueba” (Heb 11,1), y la más poderosa. Y no digan ellos que no: todos –quizá sin saberlo por completo- se hacen preguntas por si acaso tenemos razón los católicos, como se explica aquí.

¿Es Dios ciego o impotente para evitarlo? Al niño de la famosa foto del buitre que aguarda turno, ¿no puede Dios cogerlo con su mano? Si no estoy mal informado, el fotógrafo, después de la toma, se marchó abandonando al niño. Luego recibió el premio Pulitzer, pero –según se me contó- terminó por quitarse la vida, atormentado por los remordimientos. ¿Qué hizo Dios para evitar la matanza de la otra foto? ¿Habrá que decir de Dios lo que del dios Baal dijo Elías, sarcásticamente, porque no realizaba el prodigio que se le pedía?:


Gritad con voz más fuerte, porque él es dios, pero quizá esté meditando, o tenga alguna necesidad, o esté de viaje, o a lo mejor está dormido y tiene que despertarse.


1 Re 18,27


Mientras los hombres se despedazan, ¿se dedica Dios acaso a ver la telenovela? ¿A echar el mus con San Pedro y San Pablo?

¿Por qué el dolor?

Que es, por supuesto, una de las mayores causas de ateísmo, y nosotros, sin compartirla (luego viene la miga), la comprendemos perfectamente –porque somos hombres-, sobre todo si tenemos experiencia intensa del dolor nuestro o de nuestros cercanos. Si Dios sí, dolor no. Si Dios no, dolor sí. Pero Dios y dolor juntos y revueltos en la masa de cadáveres no son fáciles de asimilar. O el buitre, o Dios; pero nunca los dos. Y entonces resulta que miramos la tierra, y todo son cadáveres, cadáveres, cadáveres.

Sin embargo…

¡Alto ahí! Antes de los sin embargos, proclamo que ni yo ni el Papa tenemos la llave para descifrar el misterio del dolor que Dios permite (y lo del Papa, va a decírnoslo él mismo). Porque es, genuinamente, misterio para nosotros. Y el poeta José Luis Blanco Vega presenta a las santas mujeres corriendo a embalsamar el cuerpo del Señor en el sepulcro, y tras recordarnos el sufrimiento de tantos, prosigue:

No hay respuestas fáciles, 

porque serían seguramente cínicas.

Abstenerse, por tanto,

los enterradores,

los observadores imparciales,

los oradores (sagrados o políticos)

que se saben el rollo de memoria.

Pero que vengan

y hablen

los que en su propia vida han llegado a saber algo

de la fuerza del Señor.


…y tengo amor a lo visible, Sal Terrae, Santander 1997, 117-118


Porque el dolor, que se concentró en la pasión de Cristo, pudo por eso mismo ser vencido desde dentro en la resurrección de Cristo. A mí me interesaba la cita por advertirnos de que no vengamos “con el rollo aprendido”, ni tratemos de cuadrangular el círculo imposible. Y quisiera hacer un comentario de las fotos -aunque no las veáis- en lugar de decir tantas cosas como podría decir desatando sin freno mi discurso, “con el rollo aprendido”, que lo tengo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Anécdotas y catequesis

Anécdotas y catequesis

educarconsentido

Educación, enseñanza y familia

Ramita De Dios

DIOS Se Ha Hecho Hombre Para Morir Como Hombre En La Tierra, Y Resucitarnos Como ÉL Lo Ha Hecho: ¡En El Cielo!

Un poeta que habla español

blog de poesía inédita

Sistema del Sueño Sounder en Barcelona

La solución natural al Insomnio, el Estrés y la Ansiedad

Nistal Mayorga

Blog de la pintora Nistal Mayorga

Pikizu

Blog de fotografía

Harresi Kulturala Elkartea

Asociación Muro Cultural

Católicos con Acción

Bienvenidos a nuestro sito Web con contenido especializado para jóvenes

Memoria histórica Balmaseda

Recuperación de la Memoria Histórica de Balmaseda

❥ Coaching Somático Integral

Crecimiento personal a través del Coaching Corporal y el Método Feldenkrais®

Feldenkrais Online

Clases Online en Feldenkrais Barcelona www.FeldenkraisBarcelona.net

AUTOCONOCIMIENTO INTEGRAL

↝CUERPO, MENTE Y ESPÍRITU↜

covisng.wordpress.com/

Soy lo que pienso, lo que siento, lo que imagino...

Página de Miguel Vega Manrique

"Acaso algún día logre capturar un instante en toda su violencia y toda su belleza". Francis Bacon.

A %d blogueros les gusta esto: