Skip to content

EL AMOR ES FUERTE COMO LA MUERTE-I

24 junio 2015

Elisa Shejtman

Encontraréis la segunda entrega pinchando aquí.

Encontraréis la tercera entrega pinchando aquí.

“Creer en Dios no alcanza. ¡A Dios hay que amarlo! (…) Me dirás: “Pero ¿cómo se puede amar a Dios más que a un hijo?” (…) 

“El primer mandamiento es una llave maestra. No fue creada la Ley de Dios para establecer categorías, más que la de dar a Dios lo que se merece. Pero sin reducir la capacidad de amar al resto de la creación. Amar a Dios por encima de todo nos habilita para amar con toda la capacidad y la plenitud que nuestro corazón posee. Así, amarás a tu hijo, por ejemplo, de un modo más perfecto.”

¡Con qué entusiasmo acogió Elisa la petición de un artículo sobre el amor a Jesús! Hace de ello bastante tiempo, pero ella sabrá perdonarme. Os lo doy en tres entregas: hoy, mañana y pasado.

Sirva el artículo, también, para recuerdo de que acepto -mejor: espero- vuestras colaboraciones, sean para la sección”Espíritu”, sean para “Letras”.


Hay un fuego y una tensión en el alma

que no se aviene a habitar en su estrecha morada,

sino que aspira a algo más de lo

que los sentidos pueden darle.

Y ese fuego inextinguible, una vez encendido,

se recrea en un porvenir más alto

y nada le cansa ya, sino el reposo.

                                                    Childe Harold

– I –


TENGO UN DICHO, QUE USO MUY A MENUDO. No creo haberlo inventado yo. Alguien más debe haberlo dicho antes que yo en estos dos mil años de Iglesia: “El mal se combate con amor”.

Yo lo descubrí leyendo a Santo Tomas de Aquino*. En una de sus cuestiones habla sobre el bien y el mal. Y el santo dice, tratando de sintetizar, que el bien es superior al mal, porque el bien tiene una fuente de poder infinita de la cual alimentarse, que es Dios. En cambio, el mal no tiene divinidad omnipotente de la cual abastecerse. Por lo tanto, bajo esta lógica implacable, el bien tiene toda la capacidad de vencer al mal.

Por ende, el amor, que es la más sublime manifestación del bien (o viceversa; como humildemente no lo sé, preguntaremos luego a Benedicto XVI para estar seguros), es más fuerte. Y el amor es más fuerte, porque Dios es más fuerte.

El mundo fue creado por amor. Dice el Papa que “Dios está enamorado de nosotros, y nosotros somos su sueño de amor” (S. S. Francisco, Casa Santa Marta, homilía, 16/03/2015).

Podemos ver cómo Dios ejecuta su voluntad de amar creando todo perfecto (“…y vio que era muy bueno”, Gén 1,31). Porque el mundo fue creado con el fin de que el amor habitase en él. Por eso preparó todo este precioso ambiente, cuidando cada detalle, para colocar en él a una criatura, fuera de la Divina Trinidad, que fuera capaz de manifestarle amor.


Dios creó todo para el hombre (cf. Gaudium et spes, 12,1; 24,3; 39,1), pero el hombre fue creado para servir y amar a Dios y para ofrecerle toda la creación:

«¿Cuál es, pues, el ser que va a venir a la existencia rodeado de semejante consideración? Es el hombre, grande y admirable figura viviente, más precioso a los ojos de Dios que la creación entera; es el hombre, para él existen el cielo y la tierra y el mar y la totalidad de la creación, y Dios ha dado tanta importancia a su salvación que no ha perdonado a su Hijo único por él. Porque Dios no ha cesado de hacer todo lo posible para que el hombre subiera hasta él y se sentara a su derecha» (San Juan Crisóstomo, Sermones in Genesim, 2,1: PG 54, 587-588).


Catecismo de la Iglesia Católica, 358


¡Es tan sublime y tan bello sentirse amado! Y el primero que sintió esta dulzura fue Dios, en aquel tiempo de paraíso e inocencia.

¡Qué bella es la creación! Es tanta su perfección que abruma pensar en la dimensión de la inteligencia de Dios, que reside en todo lo que Él ha creado. La vida anida y late con vigor en todo lo que respira, en todo lo que crece, y en lo que no, también.

Puedo percibir el amor de Dios en todo lo que me rodea. La inteligencia de la naturaleza, que es la inteligencia de Dios puesta en marcha, se desarrolla en paz y en silencio. Nada la perturba, nada la detiene. O casi…


*No crean que he leído Suma Teológica completa, fue un hallazgo en realidad.

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. 2 julio 2015 6:12

    Reblogueó esto en Virgen Peregrina del Barrio San Joséy comentado:
    ¡Es tan sublime y tan bello sentirse amado! Y el primero que sintió esta dulzura fue Dios, en aquel tiempo de paraíso e inocencia.

    Me gusta

Trackbacks

  1. DE MÚSICA ARGENTINA: LOS CHALCHALEROS. JORGE CAFRUNE Y MARITO. PORQUE SE LO HA GANADO. | soycurayhablodejesucristo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Anécdotas y catequesis

Anécdotas y catequesis

educarconsentido

Educación, enseñanza y familia

Ramita De Dios

DIOS Se Ha Hecho Hombre Para Morir Como Hombre En La Tierra, Y Resucitarnos Como ÉL Lo Ha Hecho: ¡En El Cielo!

Un poeta que habla español

blog de poesía inédita

Sistema del Sueño Sounder en Barcelona

La solución natural al Insomnio, el Estrés y la Ansiedad

Nistal Mayorga

Blog de la pintora Nistal Mayorga

Pikizu

Blog de fotografía

Harresi Kulturala Elkartea

Asociación Muro Cultural

Católicos con Acción

Bienvenidos a nuestro sito Web con contenido especializado para jóvenes

Memoria histórica Balmaseda

Recuperación de la Memoria Histórica de Balmaseda

❥ Coaching Somático Integral

Crecimiento personal a través del Coaching Corporal y el Método Feldenkrais®

Feldenkrais Online

Clases Online en Feldenkrais Barcelona www.FeldenkraisBarcelona.net

AUTOCONOCIMIENTO INTEGRAL

↝CUERPO, MENTE Y ESPÍRITU↜

covisng.wordpress.com/

Soy lo que pienso, lo que siento, lo que imagino...

Página de Miguel Vega Manrique

"Acaso algún día logre capturar un instante en toda su violencia y toda su belleza". Francis Bacon.

A %d blogueros les gusta esto: